7 de noviembre de 2016

Mazarino

OY os mostraré el escudo de armas del que en su día fuera el personaje más rico de Europa, hoy os mostraré el escudo de armas del cardenal Mazarino. A pesar de ser cardenal era un hombre laico y esto lo digo para que os vayáis haciendo una idea del tipo de personaje que era.

Cardenal Mazarino.

Nacido como Giulio Raimondo y el apellido Mazarini, Mazzarini o Mazzarino fue un diplomático y político italiano, primero al servicio del Papa y después al servicio del Reino de Francia sucediendo al cardenal Richelieu como primer ministro. Durante sus gestiones como regente de Francia cobró grandes mordidas y gracias a eso y a especular amasó una enorme fortuna. Más de un político de esos que fueron invitados a una célebre boda de la hija de uno que en aquel momento era presidente debe considerarle un buen modelo a seguir.

En fin, escoria corrupta ha habido siempre. Este es el escudo del cardenal laico según Johannes Baptista Rietstap:
D'azur, à un faisceau des licteurs d'or, lié d'argent, la hache du même, à la fasce de gueules, brochant sur le tout et ch. de trois étoiles d'or.
Traducción:
De azur, un fasces de oro cintado y con el hacha de plata, brochante una faja de gules cargada de tres estrellas de oro.

Escudo de armas de los Mazzarino. De azur, un fasces de oro cintado y con el hacha de plata, brochante una faja de gules cargada de tres estrellas de oro.
El haz de líctores o fasces con la faja brochante y las estrellas eran las armas familiares del cardenal laico especulador y corrupto. Nació en lo que ahora conocemos como Italia, murió en Francia, pero pasó tres años en la Universidad de Alcalá de Henares estudiando derecho canónigo y dónde dicen que se enamoró de una española con la que estuvo apunto de casarse. Durante su estancia en España aprendió el idioma castellano, cosa que le sería util para firmar el tratado de los Pirineos representando a Francia, hecho que ocurrió un 7 de noviembre, como el de hoy.  

Entradas relacionadas
  1. Cardenal Richelieu.
  2. Escudo de los Vespucci.
  3. Tomasi di Lampedusa.
Ir a...

2 comentarios:

  1. Triste tratado, el de los Pirineos, sobre todo por la pérdida del Rosellón...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La división de una nación es triste, sí. Aún hay quien se acuerda en el sud de Francia. Las calles están llenas de banderas de Catalunya y no es difícil encontrar a franceses que aún hablen catalán, con su acento afrancesado pero catalán al fin y al cabo.

      Eliminar

El comentario será bienvenido siempre y cuando respete las normas básicas de educación.