18 de enero de 2013

El Rey Caballero

A tarde se presentaba aburrida sin posibilidades de hacer ninguna de mis tareas pendientes al estar en casa ajena. Por suerte para mi me encontraba en un hogar con Wi-Fi y con posibilidad de conectarme a internet con el iPad que llevaba encima. No hay nada mejor que pasar el rato riendo, así que busqué chistes del mejor y me salió esto:


En el primer chiste se pregunta por la calle Saboya. Precisamente hoy hace la curiosa cifra de 123 años del fallecimiento de Amadeo Fernando María de Saboya o Amadeo I de España. Fue el primer rey de España escogido por un parlamento, aunque esto suene contradictorio ya que la sucesión monárquica no es democrática. Era el segundo hijo de Victor Manuel II, el rey de Italia.

¡Tú serás rey!
De un rey escogido de forma política era de esperar que no tuviera la aprobación de muchos. Evidentemente los monárquicos puristas no lo veían bien. Los carlistas y los republicanos, cada uno por sus razones, lo rechazaban. La aristocracia pro-borbónica, tampoco le daba su aprobación. No era del agrado de la Iglesia por su apoyo a las desamortizaciones y por ser el hijo del monarca que había clausurado los Estados Pontificios. Tampoco era bien visto entre el pueblo un rey que ni sabía hablar o incluso entender ninguna lengua española.

Retrato de Amadeo I de España con el collar del Toisón de Oro. Imagen hospedada en Wikimedia Commons.
Su llegada al trono varió el escudo de armas de España que ya había cambiado en 1868 tras el derrocamiento de Isabel II. A este rey lo "contrataron" el 16 de noviembre de 1870 y lo "despidieron" un 11 de febrero de 1873. Durante su corto período como monarca, de solo 2 años y pocos meses, este fue el escudo de armas de España a partir de finales de 1870:
Escudo cuartelado: 1º de gules, un castillo de oro aclarado de azur; 2º de plata, un león de púrpura armado y lampasado de gules y coronado de oro; 3º de oro, cuatro palos de gules; 4º de gules, unas cadenas de oro dispuestas en orla, cruz y sotuer con una esmeralda de sinople en el centro; el escusón de gules, una cruz de plata; entado bajado curvilíneo en punta: una granada de sinople, rajada de gules. Al timbre, corona real. Por sostenes, dos columnas de plata con base y capitel de oro y rodeando las columnas una cinta de gules cargada de letras de oro, en la diestra “PLUS” y en la siniestra “ULTRA”.
Escudo del Reino de España entre 1870 y 1873. Cuartelado: 1º de gules, un castillo de oro aclarado de azur; 2º de plata, un león de púrpura armado y lampasado de gules y coronado de oro; 3º de oro, cuatro palos de gules; 4º de gules, unas cadenas de oro dispuestas en orla, cruz y sotuer con una esmeralda de sinople en el centro; el escusón de gules, una cruz de plata; entado bajado curvilíneo en punta: una granada de sinople, rajada de gules.
Las diferencias con el escudo anterior fue el cambio de timbre para volver a colocar una corona real. Además, se añadió el escusón con las armas de los Saboya.

Para el diseño de este escudo primero he seleccionado una forma exterior con punta redondeada, ya que en punta hay dos cuarteles y un entado. Una vez seleccionada la boca he dibujado la repartición y el entado. Recordar la regla de simetría que me obliga a que las dos partes del entado sean iguales. Después he ido rellenando cada cuartel y el entado teniendo en cuenta la regla de la plenitud. Finalmente he puesto el escusón encima. Una vez acabado el escudo de armas, he añadido el timbre y los sostenes.

¿No creéis que Amadeo de Saboya y Eugenio se daban un aire?
 
Ir a...