7 de diciembre de 2013

Primer escudo femenino

S tradición que las armas pasen de padres a hijos. La herancia de las armas es una característica fundamental de la heráldica. Existe por tanto la heráldica familiar, las armas del linaje que representan a la familia. Los hombres llevaban las armas de sus padres. Las mujeres solteras mostraban las armas puras de su padre o un partido con las armas del padre y un campo liso de plata. Las mujeres casadas son otro tema. Habían que seguían utilizando las armas de su linaje, habían que utilizaban las de su marido y habían que hacían una combinación de ambas.

El primer uso de la heráldica por parte de una dama se encuentra en un sello de Rohaise de Clare, condesa de Lincoln. Esta mujer murió en 1156 y aunque no se sabe la fecha del sello, seguramente era anterior a esta fecha. Rohaise utilizaba las armas paternales. Es curioso porque su hija Alice también hizo uso de las armas familiares maternales. Entonces es probable que tanto Rohaise como Alice considerasen el linaje de los de Clare más prestigioso que el linaje de sus correspondientes maridos.

Estas son las armas familiares de la primera mujer conocida en hacer uso de la heráldica:
De oro, tres tenazas de gules.
Escudo de los de Clare. De oro, tres tenazas de gules.
La tenaza o estaye (CAT xebronets; ENG chevronel; FRA étai, étaite; ITA scaglionetto) es una pieza disminuida equivalente al cabrio o chevrón. A nivel de diseño es completamente igual, pero más estrecho.

Alguna vez he comentado que se consideraba que las mujeres solteras debían tener un escudo con la boca en forma de rombo:



Y que las casadas deberían utilizar la forma ovalada, aunque la forma se corresponda más a una elipse:



Estas costumbres son del siglo XVII y XVII. Nunca fueron norma y por lo que en la Edad Media no era costumbre. Es por eso que he utilizado una boca tradicional sin tener en cuenta de si se trataba de una mujer o de un varón.

Entradas relacionadas
  1. Escudo de armas femenino.
  2. Escudo de Juana de Arco.
  3. Escudo de Eduardo el Confesor.
Ir a...