9 de octubre de 2014

Excálibur

E resulta vergonzoso y ofensivo tener que aguantar a gente tan incompetente y porque no, golf@#!? e hi&%?@"\ta directamente, que tienen la delicada labor encomendada de gobernarnos. Hoy estoy con un humor de perros gracias otra vez a la incopetente Ana Mato, la apuesta de Mariano Rajoy para el ministerio de Sanidad.


Gracias a las infortunadas decisiones de una incompetente ahora la gente en España se infecta de ébola. Recordar que este personaje es la que llamó a los niños andaluces analfabetos, la que no le extrañaba que le dieran coches de la marca Jaguar a su familia, a la que le pagaban los de la Gürtel fiestas de aniversario o los viajes a EuroDisney. Sí, esa misma fue la que debía tomar las decisiones sobre los contagios de ébola. ¿Cómo se le ocurrió repatriar a un enfermo de ébola? lo normal es atenderlo en el lugar tomando todas las preucaciones posibles. 


¿Los trajes usados eran los mejores? una vez que la cagaron repatriando a un enfermo de ébola, ¿se tomaron las medidas pertinentes? ¿se hizo un seguimiento correcto a todos los relacionados con el cuidado del pobre infectado?. La enfermera que ahora ha dado positivo dicen que se fue de vacaciones y cuando se encontró mal fue hasta cinco o seis veces a urgencias solicitando la prueba del ébola informando de que había sido una de las enfermeras del Carlos III. ¡Marca España 100%!. ¿Porqué no se quedó en cuarentena todo el equipo de cuidados?


La última es que han decidido sacrificar al pobre perro de la enfermera sin tan siquiera comprobar si está infectado. Dicen los expertos que no conocimiento de casos de transmisión del virus de personas a animales. ¡Serán cabrones!  ¿Y para cuando la dimisión de la incompetente de la ministra? Dios, líbrame del mal. Cuando pienso sobre políticos y sacrificar me vienen cosas horribles a la cabeza.


En fin, el pobre perro lleva por nombre Excálibur. Recordar que Excálibur es una espada legendaria, la que portara en su día el también legendario Rey Arturo.

Recordar las armas imaginarias de aquel tal Arturo Pendragón:
De azur, tres coronas de oro.

Escudo de armas de Arturo Pendragon. De azur, tres coronas de oro.
Aunque hay versiones con el campo de otro esmalte:
De gules, tres coronas de oro.
Escudo de armas imaginario de Arturo. De gules, tres coronas de oro.
Y su similitud con las pequeñas armas de Suecia:
Pequeñas armas de Suecia. De azur, tres coronas antiguas de oro.
Y recordar que no hay que confundir Excálibur con Eggscalibur:

Eggscalibur.
Me hubiera gustado que antes de tomar la decisión de sacrificar a Excálibur hubieran tenido la decencia de hacerle las pruebas del ébola. Si no está contagiado, ¿para qué matarlo?

Entradas relacionadas
  1. Las tres coronas.
  2. Los caballeros de la Mesa Redonda (I).
  3. Diamantes.
Ir a...