6 de febrero de 2012

Pautas a seguir al plantear un escudo nuevo

OMO todo aficionado a la heráldica deberíamos saber, en el caso de la heráldica gentilicia, los escudos de armas son símbolos que representan a un linaje, no a un apellido. No hace falta proceder de una familia noble para tener un escudo de armas, así que si lo creéis conveniente, todos podemos adoptar uno. Os paso una serie de pautas que os pueden guiar a la hora de escoger vuestro propio escudo de armas:
  • El escudo debe ser distintivo. Esto es, cuanto más diferente a los demás, mejor. El objetivo es facilitar la identificación del escudo de armas.
  • Se puede buscar que el escudo sea representativo mediante las figuras o piezas y esmaltes escogidos. Estas cargas pueden buscar un significado relacionado con la esencia y valores con los que la persona se identifica o hacer referencia al nombre de su apellido. Aunque también se pueden utilizar cargas sin ningún tipo de simbolismo, solo por ser del agrado del portador del escudo.
  • Se debe buscar la sencillez en el diseño, al más puro estilo heráldico, cuantas menos particiones, esmaltes y cargas, mejor. Hay que buscar el equilibrio entre lo que se quiere representar y la sencillez al representarlo. No me acuerdo donde lo leí, pero aconsejaban no tener más de tres cargas ni usar más de tres esmaltes.

  • Se debe intentar evitar abusos en la ciencia heráldica, como las figuras "al natural", "en su color" o esmaltes secundarios. Respetad las normas de la heráldica y al elegir los esmaltes heráldicos, que son siete, no más. 


Entradas relacionadas
  1. El simbolismo en los escudos.
  2. Conceptos básicos.
  3. La primera regla de la heráldica.
  4. La regla de la plenitud.
  5. La regla de la simetría. 
  6. Pasos a seguir para dibujar un escudo.
  7. Pautas para el diseño heráldico.
Ir a...